Pinzón culpa al deporte y los chances clandestinos de la violencia

16/5/18 - 07:00 PM
Otro problema social que es un detonante en la seguridad es que los estadios se han convertido en cantinas y los campos están secuestrados por el alcohol.

  •                                             
 
El director de la Policía Nacional, Omar Pinzón responsabilizó el incremento de la violencia a la venta de los chances clandestinos y al deporte, específicamente a los juegos que se realizan los fines de semanas en los estadios donde se venden grandes cantidades de bebidas alcohólicas.
 
“Actualmente hay un grave problema de robos en especial a los vendedores de chances clandestinos ya que estos delitos no son denunciables, porque es ilegal y debemos combatir este tipo de actividad”, afirmo el director de la Policía Nacional.
 
 Agregó que otro problema social que es un detonante en la seguridad es que los estadios se han convertido en cantinas y los campos están secuestrados por el alcohol, sumado al consumo de droga.
 
Pinzón señala que se necesita más apoyo de la comunidad para que denuncie los delitos de forma inmediata para que las unidades puedan actuar de manera rápida, ya que no se puede ubicar un policía en cada esquina.
 
Agrega que actualmente hay presencia policial en las comunidades, pero el combate no es exclusivo de la Policía Nacional, sumado a los problemas que genera el combate al narcotráfico y a los grupos delincuenciales.
 
Sin embargo, los residentes del distrito de David, viene cuestionando la poca presencia de unidades policiales, lo cual está siendo aprovechado por los pandilleros quienes se enfrentan constante mente con armas de fuego y ponen en riesgo la vida de personas ajenas a estos problemas.
 
Recientemente se han recibido denuncias de la barriada Victoriano Lorenzo, Calle Octava y Pedregal, donde se registran estos hechos violentos, los cuales son denunciados pero las unidades policiales no llegan.
 
Recientemente la Cámara de Comercio e Industria cuestionó los hurtos y robos que están siendo objetos los comerciantes y la poca presencia policial en el área comercial.
 
Los empresarios señalan que la Policía Nacional en Chiriquí, no cuenta con las suficientes unidades y equipos para enfrentar las necesidades de seguridad que hay en esta región del país.